¿Hay vida más allá del amor?

París, años 60. Jacqueline prepara a su hijo para ir a la escuela. Un raído papel floreado cubre las paredes y un tocadisco hace sonar su canción favorita:

Cafe de Floré - Doctor Rockit

Así empieza la última película del aclamado Jean-Marc Vallée, una de las promesas del cine canadiense que saltó a la pantallas internacionales con la autobiográfica C.R.A.Z.Y., film que dejó clara su pasión por la música.

Dos líneas argumentales que comparan dos triángulos amorosos extrañamente parecidos pero separados en espacio y tiempo: Un niño con todo el cariño que una madre puede dar; y un DJ que empieza una nueva relación tras su fallido matrimonio.

Unos caminos contados de la manera más enrevesada posible, dando al espectador el rompecabezas completamente deshecho, pero que termina siendo un recurso magníficamente utilizado, haciendo del montaje el trabajo de un cirujano y desarrollando un ritmo constante que comenzará a despuntar hacia el final. Momento en que las sopresas se suceden y se cierra la película de la forma más humana y tierna posible.

Todo ello catalizado por una banda sonora que recuerda los clásicos de Pink Floyd sazonados con The Cure y unos experimentales Sigur Ros. Quedando así una experiencia realizada por y para amantes del cine. Habrá que estar bien atentos al señor Vallée.

One thought on “¿Hay vida más allá del amor?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s